La Red Latinoamericana de Ciudades Arcoíris -RLCA- es un sistema regional de gobiernos locales y grandes metrópolis que buscan la armonización de la manifestación de la identidad, calidad de vida y empoderamiento de las personas LGBTI, mediante el intercambio de experiencias, políticas y programas incluyentes, así como la consultoría y posicionamiento frente las coyunturas que atenten o peligren los derechos humanos de personas con orientaciones sexuales e identidades de género diversas. El propósito de la Red es colocarse como referente en América Latina en la búsqueda de reconocimiento de derechos humanos para sectores sociales LGBTI con otros gobiernos locales no amigables con la diversidad sexual y de géneros. 

Son objetivos de la Red:

  • Transversalizar las experiencias, políticas y programas de las ciudades que la integran.
  • Identificar a sectores sociales LGBTI y las formas en que se manifiestan regionalmente.
  • Empoderar a personas y organizaciones sociales LGBTI en las distintas ciudades de la región Latinoamericana.
  • Ser organismo referente a la defensa de los derechos de personas con orientaciones sexuales e identidades de género diversas frente a coyunturas que se presenten a nivel local, nacional, regional o internacional.

CAPÍTULO VII PROCESO DE ADHESIÓN Artículo 31.

 

Los procesos de adhesión podrán tener dos vertientes:

Como Ciudad Miembro o Ciudad Observadora.

Las ciudades que se postulen como miembros y no reúnan los requisitos, se les presentará la opción de adherirse como ciudad observadora hasta cumplir con las condiciones estipuladas por la Asamblea General.

Artículo 32.

El proceso de adhesión para las ciudades postulantes a integrarse como Ciudad Miembro, será presentando la siguiente documentación al Secretariado Técnico:

i. Oficio con los motivos de interés y exposición de compromisos;

ii. Enlistado de las acciones estipuladas en el artículo 27 del presente Estatuto;

iii. Carta de Adhesión firmada por la persona titular del gobierno local; Una vez confirmada la recepción de documentación, la ciudad interesada será convocada a la sesión más cercana de la Asamblea General, en la cual deberá asistir con carácter de observadora para que se proceda a la votación correspondiente.

Artículo 33.

El proceso de adhesión para las ciudades interesadas en integrarse como Ciudad Observadora en un principio, es:

i. Hacer llegar al Secretariado Técnico, por escrito, la exposición de motivos y las iniciativas que se ha tenido como gobierno en la materia;

ii. Asistir a la sesión más próxima de la Asamblea General, donde se determinará el plazo no mayor a tres años y condiciones que se voten pertinentes, para su transición como miembro.

Una vez cumplidos los parámetros impuestos, la transición de Ciudad Observadora a Ciudad Miembro deberá efectuarse según lo estipulado en los incisos ii y iii del artículo 32.